Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on Google+Email this to someone

¡Ponerse en Forma! Quedan escasos 2 meses para que comience la Temporada, y si tenemos niños en edad de esquí significa que debemos prestar atención al físico. Y para aprovechar desde el primer día con muchas bajadas, no que da otra que entrenar.

Nosotros en EsquiConPeques.org con mejor o peor fortuna siempre lo empezamos, y esto es lo que hacemos:

  1. Mejorar del Fondo: capacidad del cuerpo para consumir y suministrar oxígeno al cuerpo, y ayuda a aguantar un día de esquí entero, facilitando la recuperación. Entre dos o tres veces a la semana un mínimo de 30 minutos de correr, bici, o nadar, … a un ritmo alegre sin forzar las pulsaciones. No olvidemos los estiramientos.
  2. Reflejos y Equilibrio: necesitas esquiar desde tus músculos a tu cabeza, y vuelta a los músculos, con una reacción eficiente. Y los pequeños músculos son los que más ayudan, ¿cómo activarlos? con ejercicios como sentadillas sobre bolas o discos.
  3. Prevenir Lesiones: debemos ser flexibles. Debemos trabajar todos los musculares principales para un esquiador: isquiotibiales (protegen las rodillas), los cuádriceps, los flexores de la cadera, las pantorrillas, los glúteos, … tienes muchas y variadas tablas de ejercicios.
  4. Fuerza: nos ayudará a retrasar el dolor muscular a lo largo de la jornada de esquí. Lo evidente son los cuádriceps, parte posterior del cuerpo como pantorrillas, los isquiotibiales, los glúteos; pero la clave esté en la musculatura de la espalda ya que soporta el peso y permiten un mayor equilibrio y fuerza.

Cuenta con el asesoramiento de profesionales.

 

Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on Google+Email this to someone